1/18/2009

DEFECTOS

No sé silbar, ni hacer bolas de chicle. Tampoco sé comer pipas (las pelo con las manos).
Soy incapaz de hacer chasquidos con los dedos, y los deportes se me han dado siempre bastante mal. Además tengo vértigo, desde arriba y desde abajo, que yo creo que es algo curioso, porque nunca se lo he oído a nadie. Una vez pasé debajo de las torres Kio, miré hacia arriba y casi me da un ataque de pánico. De los aviones o los teleféricos, mejor ni hablar. También me dan bastante miedo los coches, y soy incapaz de dormir cuando conduce otro (bueno, cuando conduzco yo también intento ser incapaz de dormirme).
También le tengo pánico a los perros(aunque creo que cada vez menos) y en general a casi todos los animales. Tengo un par de alergias, y llevo siempre papeles con cosas escritas en los bolsillos. El móvil lo tengo siempre lleno porque también lo uso para apuntar cosas (dos horas de autobús todos los días da para muchas actualizaciones de blog).
Cada cierto tiempo me paso de mi parada de metro, porque me despisto con facilidad, ¿a quién no le pasa ésto? Sí, también suelo estar cerca de ser atropellado varias veces al día, pero de momento no ha pasado. Y me duermo de forma automática cuando me tumbo en el sofá a ver la tele. No tengo paciencia y tengo mucha ansiedad para todo. Como muy deprisa, y sé que es algo que debería corregir. Tiendo a ser muy exigente, con todo. Y eso suele ser un problema para los que me rodean.

Y me ahorro una pasta en psicoanálisis gracias al blog. Me debía un post con mis defectos. Os lo recomiendo. Luego te sientes mejor, más liberado.

6 comentarios:

Álvaro Dorian Grey dijo...

La pasta que nos estamos ahorrando... no solo tú sino más gente (me incluyo).
Saludos y salud

Primavera Fugaz dijo...

Totalmente de acuerdo.
Saludos.

mar dijo...

Pues lo del vértigo igual es algo genético, porque a mí me pasa lo mismo, desde arriba, y desde abajo *-)

De los aviones, lo mejor es irte de fiesta la noche antes para luego estar tan cansado que no paras de dormir (del avión de vuelta de México, aparte de ser un supercongelador -querían matarnos a todos para quedarse con nuestras maletas- no recuerdo más que despertarme para desayunar, menuda ansiedad tenía al subir...)

Un beso defectuoso

Mj dijo...

Cierto, la pasta que nos ahorramos.

Comparto lo de los perros :) y, pordios, ¡que alguien te regale una moleskine!

Jara dijo...

Hace unos días tuve que hacer todo lo contrario, un ejercicio de presentacion para el máster... reflexionar sobre mi trayectoria profesional, vamos, contar el CV extendidito... peeeeeeeeero (siempre hay un pero)... también la trayectoria personal... vamos, que era un CV como el de la canción de Doctor Grillo... contando lo que se, lo que soy, como soy... valores, cualidades... nada de defectos (aunque yo también incluí algunos, entre ellos la autocrítica y las hiperexigencias, también)...

... el caso es que al final me gusté tanto que casi me asusto (y ahora me veo mas alta y todo).


(nuestro bar-librería-tienda... también podría ser consulta de psicoanálisis, o de simple escucha... y de fisioterapia también, no?... lo veo Javi, lo veo)

mc clellan dijo...

Jajajajaja. Mmmm... Tal vez sí que haga un post con mis defectos. Me gusta acercarme a tu diván, es francamente reconfortante.