2/18/2009

ANTES DE EMPEZAR

Historias que acaban antes de empezar. Besos que se quedan guardados en un cajón. Billetes de tren que no llegan a usarse. Escapadas que no llegan. Promesas que nunca haremos. Miradas a los ojos que se quedan en un sueño.
Y al final el desconsuelo, como siempre. Ilusiones que se convierten en ceniza. Y la historia se vuelve a repetir.

Hasta otra.

Fué bonito mientras (no) duró.

2 comentarios:

mar dijo...

Muy bonito lo que escribes, pero hemos vuelto a la tónica depresiva, no sé qué vamos a hacer contigo...

Oihana dijo...

Hola!

He llegado a tu blog de pura casualidad (no recuerdo exactamente desde dónde)... y... hasta ahora lo que he leído, lo que he visto y lo que he escuchado, me ha gustado mucho. Creo que seguiré paseando entre tus calles.

Gracias por compartirlo.

Me ha gustado sobre todo esta entrada... conozco bien esa sensación.

Un beso sincero,
Oihana